Esta Sección de la Liga Iberoamericana de Astronomía tiene como objetivo fundamental: La divulgación de la Ciencia orientada a los Exoplanetas o planetas extrasolares. Vincular y organizar a los Observadores con este interés en particular. La difusión de las nuevas técnicas empleadas por los aficionados para la detección de Exoplanetas. El colectar los reportes de Observadores para futuros proyectos de investigación en colaboración con profesionales.

NASA retira al telescopio espacial Kepler

POR AMELIA ORTIZ · PUBLICADA 31 OCTUBRE, 2018 ·
31/10/2018 de NASA


Esta ilustración muestra al telescopio espacial cazador de planetas Kepler. Crédito: NASA/Wendy Stenzel/Daniel Rutter.

Tras nueve años en el espacio profundo recopilando datos que indican que nuestro cielo está lleno de miles de millones de planetas escondidos, el telescopio espacial Kepler de NASA ha agotado el combustible necesario para proseguir con las operaciones científicas. NASA ha decidido retirar la nave espacial dentro de su órbita actual, lejos de la Tierra. Kepler deja un legado de más de 2600 descubrimientos de planetas que están fuera de nuestro sistema solar, muchos de los cuales podrían ser lugares prometedores para la vida.

Kepler nos ha abierto los ojos en relación a la diversidad de planetas que existen en nuestra galaxia. El análisis más reciente de los descubrimientos de Kepler concluye que entre el 20 y el 50 por ciento de las estrellas visibles en el firmamento probablemente contienen planetas pequeños, posiblemente rocosos, parecidos en tamaño a la Tierra y situados dentro de la zona habitable de su estrella progenitora. Esto significa que están a distancias de sus estrella donde el agua líquida (un ingrediente vital de la vida tal como la conocemos) podría acumularse en la superficie del planeta.

El tamaño de planeta más común encontrado por Kepler, intermedio entre el de la Tierra y Neptuno, no existe en nuestro sistema solar, y tenemos mucho que aprender sobre estos planetas. Kepler también descubrió que la naturaleza a menudo produce sistemas planetarios en los que hay muchos planetas en órbita cerca de su estrella progenitora, en algunos casos son tantos que nuestro propio sistema solar interior parece muy poco ocupado en comparación.

[Noticia original]

Anuncios

A algunos planetas no les gusta el heavy metal

POR AMELIA ORTIZ · PUBLICADA 29 OCTUBRE, 2018 ·
29/10/2018 de Yale University / The Astrophysical Journal Letters


Ilustración que muestra un sistema planetario compuesto por varios planetas pequeños y rocosos alrededor de una estrella pobre en hierro y rica en silicio. Crédito: Michael S. Helfenbein.

Los sistemas planetarios pequeños con varios planetas no son fans del metal pesado (heavy metal): piensa en el hierro, no en Iron Maiden.

Un equipo de investigadores de Yale y del Instituto Flatiron han descubierto que los sistemas compactos de múltiples planetas es más probable que se formen alrededor de estrellas que tienen cantidades menores de elementos pesados que nuestro Sol. Esto contradice una gran parte de las investigaciones actuales, que se han centrado en las estrellas de metalicidades más altas.

Los investigadores han estudiado 700 estrellas y sus planetas, considerando como metales pesados todos los elementos más pesados que el helio (incluyendo hierro silicio, magnesio y carbono).

Los resultados del estudio sugieren que podría haber más sistemas planetarios de este tipo de lo que se pensaba. Además los sistemas planetarios pequeños podrían ser el tipo más temprano de sistema planetario lo que les convertiría en sitios ideales para buscar vida en otros planetas.

“El silicio podría ser el ingrediente secreto”, explica Debra Fischer (Yale). “La proporción de silicio respecto al hierro está actuando como un termostato para la formación de los planetas. A medida que esta proporción aumenta, la naturaleza aumenta la formación de planetas rocosos y pequeños”.

[Noticia original]

El nuevo cazador de planetas de NASA descubre su primer mundo

POR AMELIA ORTIZ · PUBLICADA 24 SEPTIEMBRE, 2018 ·
24/9/2018 de Space.com


Ilustración de artista del satélite TESS de NASA. Crédito: Goddard Space Flight Center, NASA.

La misión de caza de planetas más reciente de NASA, TESS (Transiting Exoplanet Survey Satellite) anuncia la detección de su primer mundo alienígena, una “supertierra” que con mucha probabilidad está evaporándose bajo el calor de su estrella.

El nuevo planeta encontrado por TESS está en órbita alrededor de la estrella Pi Mensae, también conocida como HD 39091, situada a 59.5 años-luz de la Tierra, en la constelación de la Mensa (la Mesa). Pi Mensae es una estrella enana amarilla como el Sol y es la segunda más brillante que se sabe que posee exoplanetas en tránsito.

El nuevo exoplaneta, llamado Pi Mensae c, tiene unas 2.14 veces el diámetro de la Tierra y 4.82 veces la masa de nuestro planeta. Se encuentra en órbita alrededor de su estrella a una distancia de 0.07 UA o más de 50 veces más cerca de su estrella que Mercurio del Sol. La densidad de Pi Mensae c indica que el planeta entero está hecho de agua. Sin embargo, “es más probable que tenga un núcleo rocoso y una atmósfera extensa hecha de hidrógeno y de helio”, explica Chelsea Huang (Massachusetts Institute of Technology).

[Noticia original]

Encuentran un planeta como el planeta Vulcano de “Star Trek”

POR AMELIA ORTIZ · PUBLICADA 20 SEPTIEMBRE, 2018 ·
20/9/2018 de University of Florida / Monthly Notices of the Royal Astronomical Society


Ilustración de artista de la nueva supertierra descubierta en órbita alrededor de la estrella , y que podría ser similar al planeta Vulcano de la serie de ciencia ficción “Star Trek”.

Un nuevo estudio, dirigido por Jian Ge (Universidad de Florida) basado en datos del Sondeo de Planetas Dharma, ha anunciado el descubrimiento de un planeta como el famoso planeta Vulcano de la serie de ciencia ficción “Star Trek”.

“El nuevo planeta es una supertierra que se encuentra en órbita alrededor de la estrella HD 26965, a sólo 16 años-luz de la Tierra, lo que le convierte en la supertierra más cercana a nosotros que está en órbita alrededor de otra estrella similar al Sol”, explica Ge. “El planeta tiene aproximadamente el doble del tamaño de la Tierra y orbita la estrella con un periodo de 42 días, justo dentro de la zona habitable óptima de la estrella”.

“La estrella anaranjada HD 26965 sólo es ligeramente más fría y un poco menos masiva que nuestro Sol, tiene la misma edad y posee un ciclo magnético de 10.1 años, casi idéntico al ciclo de manchas solares de 11.6 años del Sol”, explica Matthew Muterspaugh (Universidad Estatal de Tennessee). “Por tanto”, añade, “HD 26965 puede ser una estrella anfitriona ideal para una civilización avanzada”.

[Noticia original]

Hierro y titanio en la atmósfera de un exoplaneta

POR AMELIA ORTIZ · PUBLICADA 11 SEPTIEMBRE, 2018 ·
11/9/2018 de Université de Genève / Nature


Ilustración de artista de una puesta de Sol en KELT-9b. La cercana estrella azul caliente cubre 35º del cielo del planeta, unas 70 veces el tamaño aparente del Sol en el cielo de la Tierra. Bajos este sol abrasador, la atmósfera del planeta es suficientemente caliente como para brillar con tonos rojizos-anaranjados y vaporizar metales pesados como el hierro y el titanio. Crédito: Denis Bajram.

Los exoplanetas (planetas en otros sistemas solares) pueden orbitar muy cerca de su estrella anfitriona. Cuando además de esto la estrella es mucho más caliente que nuestro Sol, entonces el exoplaneta se calienta tanto como la estrella.

Un equipo de astrónomos ha detectado vapores de hierro y titanio en el planeta “ultracaliente” más caliente descubierto hasta la fecha, KELT-9. La detección ha sido posible gracias a la temperatura en la superficie del planeta, que supera los 4000 grados.

Este estudio demuestra el fuerte impacto que tiene la radiación de la estrella sobre la composición de la atmósfera. De hecho, estas observaciones confirman que las altas temperaturas reinantes en este planeta rompen la mayoría de las moléculas, incluyendo las que contienen hierro o titanio,

En otros exoplanetas gigantes más fríos, estas especies atómicas se piensa que están escondidas entre óxidos gaseosos o formando parte de partículas de polvo, lo que hace difícil detectarlas.

[Noticia original]

Identifican exoplanetas donde la vida podría desarrollarse como lo hizo en la Tierra

POR AMELIA ORTIZ · PUBLICADA 10 SEPTIEMBRE, 2018 ·
10/9/2018 de University of Cambridge / Science Advances


Ilustración de artista de un exoplaneta semejante a la Tierra, en órbita alrededor de una lejana estrella. Fuente: University of Cambridge.

Un equipo de investigadores ha descubierto que las posibilidades de que se desarrolle vida en la superficie de un planeta rocoso como la Tierra están relacionadas con el tipo e intensidad de luz emitida por su estrella.

Su estudio propone que las estrellas que emiten suficiente luz ultravioleta (UV) podrían propiciar un inicio temprano de la vida en los planetas que tienen en órbita, del mismo modo en que probablemente apareció en la Tierra, donde la luz UV alimenta una serie de reacciones químicas que producen los ladrillos de la vida.

Los investigadores han identificado un rango de planetas en los que la luz UV de sus estrellas es suficiente como para permitir que tengan lugar estas reacciones químicas, y que además se encuentran dentro de la zona habitable donde puede existir agua líquida en la superficie del planeta.

Entre los exoplanetas conocidos que cumplen estas condiciones se encuentra Kepler 452b, que fue apodado el “primo” de la Tierra, aunque se halla demasiado lejos para ser estudiado con la tecnología actual.

[Noticia original]

Los datos en rayos X podrían constituir la mejor prueba de una estrella devorando un planeta

POR AMELIA ORTIZ · PUBLICADA 23 JULIO, 2018 ·
23/7/2018 de MIT / The Astronomical Journal


Ilustración de artista que muestra la destrucción de un joven planeta que los científicos podrían haber observado por vez primera. Crédito: NASA/CXC/M.Weiss.

Durante casi un siglo, los astrónomos se han interrogado acerca de la curiosa variabilidad de las estrellas jóvenes que residen a 450 años-luz en la constelación de Tauro-Auriga. En particular, una estrella ha captado la atención de los científicos. Cada pocas décadas la luz de la estrella ha disminuido brevemente antes de aumentar de nuevo.

En años recientes, los astrónomos han observado que la estrella perdía brillo con mayor frecuencia y durante periodos más largos, lo que les hizo preguntarse qué es lo que la oscurece repetidamente. La respuesta, piensan los astrónomos, podría arrojar luz sobre los procesos caóticos que tienen lugar al principio del desarrollo de una estrella.

Ahora un equipo de investigadores ha encontrado pruebas, en datos de rayos X del observatorio Chandra, de lo que podría haber provocado el episodio de caída de luz más reciente: una colisión entre dos cuerpos planetarios bebé que creó una densa nube de gas y de polvo. Al caer los escombros planetarios a la estrella generaron un velo grueso, que oscureció temporalmente la luz de la estrella.

[Noticia original]